Bienvenida

Bienvenidos!

Bienvenidos al blog del Semanario LaOtraVoz de Tacuarembó (ex Acción Informativa).


"somos la otra voz"

gracias por visitarnos

lunes, 21 de marzo de 2011

Nº 299

Editorial
Mujeres
Por MOAOP
El pasado 8 de marzo se conmemoró el día internacional de la mujer. Con ese motivo, todo el mes en curso se considera “de la mujer”. Comparto mucho de lo que dicen las mujeres con respecto a sus derechos, aunque no comparto los movimientos feministas, que a veces extralimitan sus exigencias, creyendo que denostando a los hombres ellas podrían ocupar un lugar más adecuado en la sociedad.
Claro que negar la discriminación hacia la mujer, es negar lo evidente. Es como ponerse a negar la discriminación hacia los sectores débiles, o justificarlas.
Sin embargo las mujeres han avanzado, pero los hombres no han retrocedido. Todos vamos tomando otros lugares, ocupando otros espacios, aprendiendo a convivir en una nueva estructura social.
El día 8 colgué en facebook la nota que sigue:
“Hemos aprendido a cocinar, a administrar la casa, hacemos las compras, cuidamos nuestros hijos... unos más, otros menos, pero no lo pueden negar. No es broma.
En los últimos cincuenta años han asumido su propia sexualidad, asumen el control de sus espacios, hacen pesar sus ideas sin prejuicios...
Falta superar lo bestial. Somos cazadores por naturaleza, ustedes son protectoras. Miramos el horizonte con ojos de acechanza y tenemos el afán de la conquista... ustedes acunan y cuidan los espacios donde desarrollar la vida en paz.
Falta que nosotros entendamos su cambio, su protagonismo. No lo aceptamos íntimamente por la cultura del dominio, pues siempre creímos ser sus dueños.
En la medida de los cambios, y de la igualdad de derechos, algunos de nosotros reaccionarán violentamente. Está en nuestra naturaleza, lamentablemente.
Sorprendidos, los hombres vamos descubriendo que la mujer ocupó espacios que no soñamos. No sorprendidas, las mujeres desarrollaron sus luchas a pura razón, a pura convicción.
No creo que encontremos el balance alguna vez, pues ya ven que somos de naturalezas diferentes. Pero aún sin encontrar el balance, ustedes van logrando el respeto, en esa lucha callada, silenciosa, que se da en cada hogar.
Quizás en su afán tampoco ustedes nos comprendan. Y en sus búsquedas, nos exijan más de la cuenta. Sólo el tiempo templara cambios tan sorprendentes, ocurridas en un espacio tan breve de tiempo, de la historia de la humanidad.
Hay camino por recorrer. Ustedes por asumir roles, nosotros por aceptar y hacer carne esa realidad inminente...
Seguramente debamos entenderlo juntos y seguir metiendo razón e ideología a nuestra animalidad.
Salud a las mujeres, en este día, como en otros, en su constante lucha...”
Más allá del pretendido saludo, creo que todas las personas están en un plano de vulnerabilidad. Todos podemos ser víctimas o victimarios. Todos tenemos lo bestial en nuestro interior.
El tipo que mata a su mujer creyendo íntimamente que tiene derecho y poder, o la mujer que desmoraliza al tipo porque su sueldo es bajo, porque ella tiene otros poderes que ejerce a cambio de su manutención.
Ninguna cosa justifica las barbaridades impuestas por una cultura ancestral, que cambia rápidamente en los últimos años.
Silenciosamente se va generando otra cultura, otra forma de convivencia. Las mujeres van tomando, en forma conjunta, la posta... y la Pachamama, tan lastimada por el hombre, festeja que las madres van adquiriendo poder para tomar decisiones.

Nº 298

Editorial

Ósmosis ideológica
Por MAOP
En La Diaria de Montevideo hicieron una especie de crónica del viaje de nuestro presidente José Mujica a Tacuarembó, con motivo de la Fiesta de la Patria Gaucha. Destaco la profesionalidad del medio de prensa escrito capitalino, me gusta el trabajo que realizan, su independencia de criterios, y el manejo sutil del humor sin perder para nada su seriedad.
Creo que fue en ese marco que hicieron la crónica a la que me refiero, en la que incluyen pequeñas ironías que dejan en evidencia asuntitos muy tacuaremboenses, que presumo el periodista no los tiene que conocer.
Sobre lo que dice Mujica, ya no sé por qué, pero cuando escucho al presidente “analizando todo”, me acuerdo de Tabaré y me sonrío a pesar de lo inoportuno que fue, cuando en EE.UU. dijo en plena campaña política (¡y no logró hacerlo perder!) que el Pepe “habla desde un apostolado”, y que “muchas veces dice estupideces”. Imposible que eso haya quedado en el olvido, tanto para nosotros, como para ellos.
En una parte de la nota Mujica realiza oportunos comentarios: “Es una tradición esta fiesta. La gente participa por un sentimiento, por encima de todas las cosas. Esto reafirma nuestra cultura, nuestras raíces y nuestra historia”, reivindicó Mujica el sábado, en declaraciones a la prensa.” Es posible que el Presidente habla desde el desconocimiento de nuestra realidad, o muy mal asesorado.
El artículo tiene un titular rimbombante: “Se hizo a caballo… Mujica concurrió a la Patria Gaucha, un espacio “tradicional de la derecha” que le interesa disputar, aseguran sus allegados”
Dice la nota entre otras cosas: “El sábado al mediodía el senador blanco Jorge Larrañaga desfilaba a caballo por las calles de Tacuarembó, acompañado por un grupo de jinetes proveniente de Tambores y en el marco de la tradicional fiesta de la Patria Gaucha. Cuando llegó al palco oficial se acercó a saludar al presidente José Mujica, que estaba junto a su esposa, la senadora Lucía Topolansky, y el intendente Wilson Ezquerra.
Cerca del estrado en el que estaba Mujica, que viajó hacia el norte sin custodia y por fuera del protocolo oficial, había varios dirigentes blancos, entre ellos el senador aliancista y ex intendente de Tacuarembó Eber da Rosa, y diputados nacionalistas de departamentos limítrofes.
A pesar de esa supremacía de dirigentes blancos, Mujica ha participado en esta clásica fiesta campera en más de una oportunidad: asistió cuando era legislador, luego como ministro de Ganadería y ahora como presidente. Es una opción que, en principio, lo diferencia de su antecesor, Tabaré Vázquez, que no concurrió a esta actividad durante los cinco años que duró su mandato.
Dirigentes del Frente Amplio (FA) de Tacuarembó interpretan que la decisión de Mujica de concurrir a espacios como la Patria Gaucha tiene un sentido político que podría sintetizarse en su interés por no desperdiciar espacios “en los que puede disputar con la derecha” y que, en lugares como Tacuarembó, han sido tradicionalmente cultivados por los blancos.”
“Es cierto que la fiesta la organiza la oligarquía local y que la princesa Laetitia D’Arenberg es una de las madrinas, pero en las aparcerías está el pueblo y de noche en la fiesta hay miles de personas que capaz que votaron siempre al Partido Nacional pero escuchan a Los Olimareños y a Larbanois Carrero y se mueren por sacarse una foto con Pepe”, explicaron referentes del FA norteño/ Recordaron, por ejemplo, que en la última campaña electoral Mujica reaccionó cuando en una recorrida por la ciudad alguien le gritó “¡vivan los blancos!”. En aquella oportunidad, Mujica se acercó a conversar, recordó su origen militante con el blanco Enrique Erro y fundamentó todo el proceso que lo llevó al FA. “¿Cómo les ganamos a los blancos en Tacuarembó? ¿Debatiendo sobre Rosa Luxemburgo? No, lo que está queriendo decir Pepe es que siempre hay que estar con la gente, incluyendo los espacios tradicionales de la derecha”, señalaron dirigentes de la izquierda tacuaremboense.”
Lo anterior son partes de la crónica de la que hablamos, pero nos resulta llamativa (por lo original) la interpretación que un dirigente local le da a las visitas de Mujica, diciendo que el Pepe va a disputar con la derecha de Tacuarembó los espacios como la Patria Gaucha, fiesta organizada por la oligarquía local (así lo dice el ilustrado dirigente), viniendo.
Pero nos regresan estos comentarios de “dirigentes de la izquierda tacuaremboense”, al reiterado análisis que hacemos de la dificultad que ha tenido la izquierda para ganar la Intendencia departamental. Apuntamos más de una vez, que ganar la Intendencia por parte de una fuerza opositora al Partido Nacional debería significar un enorme esfuerzo de programas, de gente, de actitudes durante los cinco años, y que ante la invisibilidad anterior de la izquierda, los blancos son el 70% de los votos del departamento.
Estoy convencido que estos dirigentes locales que no dieron su nombre a La Diaria no han podido denunciar la pirámide de corrupción que existe en nuestra sociedad y que impide cambios sustanciales. Como tampoco sabe interpretar el abandono a la que están expuestas 72 familias que no han podido acceder a su vivienda legítimamente ganada de las T15, ni sabe interpretar el egoísmo de no resolver el grave problema al que se ven expuestas más de 800 familias del departamento, de rehenes en sus viviendas, porque la IMT no firma la concesión de sus terrenos… hablo de las viviendas RC…
Quizás el dirigente frenteamplista considera que para ganarle a los blancos en Tacuarembó hay que traer al Pepe todos los años a la Patria Gaucha, para copar la fiesta de la oligarquía (según sus palabras), y plantar la bandera del Frente Amplio en medio de la laguna de las lavanderas. Quizás considere que el Pepe ganará votos por una especie de “ósmosis ideológica”.
Seguramente que por no discutir sobre Rosa Luxemburgo y ninguna otra cuestión que tenga que ver con las ideologías que han alimentado las conciencias de los pueblos en los últimos siglos y los ha hecho luchar por sus derechos, provoca que dirigentes como los que hablaron con La Diaria tampoco entiendan la realidad de Tacuarembó, que sí entienden la mayoría de dirigentes locales blancos y explotan ese conocimiento para sacar votos.